jueves, agosto 30, 2007

Reencuentro con Esteban. Divino, como siempre.

El domingo hablé con Meti. Fueron 2 horas y media de matarnos de risa, recordar y desear que ocurran milagros. Lo que daría por que pudiera venir de visita este invierno, pero imposible.

Por suerte la mayoría de mis alumnos tiene examen el lunes y martes que viene y quedaré más despejada.
En la tienda supongo que también habrá una reducción de horarios. El final de agosto está siendo de terror.

El lunes tuvimos una charla de aquellas.
Yo no tenía ganas de hablar ni él de escuchar, pero al final hablamos. Le dije miles de cosas que nunca le había dicho, pero me dejé otras tantas en el tintero. Fue bastante dura la charla (por el contenido) Tuve que decir cosas super feas, que a mí me dan hasta vergüenza ajena, pero a él no le mueven un pelo: diario, ascensor, regalos, sms, significado de la amistad, ausencia, egoísmo (inmoderado y excesivo amor a sí mismo, que hace atender desmedidamente al propio interés, sin cuidarse del de los demás) etc. Para todo tiene una explicación, no ve nada de lo que planteo, todo lo que hace le parece de lo más normal. Para mí, lo más bestia que he conocido hasta ahora. No reconoce nada, creo que lo hace a propósito porque no sabe cómo defenderse. No puedo creer que no vea las cosas, que sea taaaaan raro.
Imposible.

Hoy me desperté y estaba soñando con Ernesto. No puedo escribir de qué va, pero era super significante y muy nítido. Internet, site, fotos, él y Loli. Uniforme, falda, coleta, rubia. Tronco de árbol, perfil, maquillaje, jopo, espalda, botas de equitación. Cales Fonts, lluvia, goteras. Graciosísimo.

Hablé con mi abu, estaba muuuy rara, pero bastante ubicada temporal y espacialmente. Sin delirios.

No hay comentarios.: