sábado, enero 11, 2003

Ayer me fui a ver a T, "el chico de los móviles", como le llama Betty, pero no tuve suerte, estaba en la tienda de Mahón.
Como ya se imaginarán, hoy fui de vuelta, y tuve mejor suerte. Le estaba debiendo el cargador del móvil anterior y a eso lo usé de excusa.
Mi hermana se puso a charlar con la dependienta y yo "ataqué", el problema es que me faltan armas, pero...
Conversamos de todo un poco: kilos, dietas, pintura, etc., variadito. Ya sé, los temas no eran demasiado apropiados, pero salió eso, pues él había estado malito y le recetaron tres meses de dieta, y yo estoy pintando la casa. En fin...peor es nada.
Eso sí, tengo una mala noticia: me enteré que estuvo 12 años de novio y ahora no quiere saber nada del tema. Bueno, como yo, hasta que apareció él, jajaj!!. Los amigos le dicen que si conoce a alguien esta vez se casará en 6 meses. Mmmm, eso sí que no me convence nada...
El año pasado una señora inglesa (mejor dicho: argentina-española) que ya murió, tuvo una visión. Estábamos en un pub inglés, charlando, y de golpe ella me dice: "esperá, esperá". Vio que yo me casaba a los 32 años, con alguien que podría ser un profesional, tal vez un médico. Luego casi se desmaya.
Me dijo que había tenido pocas visiones en su vida, pero que siempre se habían cumplido. Sólo será cuestión de esperar y por si acaso, disfrutar lo poco que me queda.

No hay comentarios.: